Buscar
  • Tony González

Hablemos de coronavirus

Hola!

!El coronavirus lleva un año circulando en el mundo y lo que falta!

En un video corto pero sustancioso, la Dra Soumya Swaminathan, Chief scientist de la World health Organization explicó hace un par de días el impacto de las mutaciones del virus y como las vacunas se diseñan para estos cambios. Te dejo el enlace https://twitter.com/who/status/1347934558004633602?s=21

Y recomienda al final de cuentas, usar cubrebocas, distanciamiento social y quedarse en casa.

Mientras tanto en Ciudad de México el metro colapsa y las concentraciones de personas aumentan por los graves problemas de movilidad. La justificación es que las personas tienen que salir a trabajar porque sino lo hacen, no tienen para comer.

Con esto en mente, miles de personas viven al día, en una especie de esclavitud laboral en la cual sino trabajan no tienen ingresos que les permitan aislarse y seguir cubriendo sus necesidades básicas.

Aunado a esto, los viajes en ambulancia llegan a cobrarse en 8 mil pesos en Oaxaca (en Ciudad de México al parecer hay cuotas voluntarias porque las ambulancias son privadas y trabajan en un tema humanitario y también de supervivencia) . Los costos de un tanque de oxígeno para pacientes de COVID cuestan alrededor de $1500 y dependiendo del paciente, puede requerir uno diario.

Las aseguradoras no cubren todos los costos adicionales asociados a la excesiva demanda de camas. Te dejo esta imagen para que lo compruebes.



Recuerda que los seguros están diseñados para eventos con frecuencias bajas y severidades altas. El COVID hoy en día tiene una frecuencia y severidad alta.

En días pasados circuló un rumor en Twitter sobre el código azul, una especie de acuerdo entre doctores para seleccionar a personas conforme a sus probabilidades de supervivencia a la enfermedad. Es irrelevante si es cierto o no, cuando la capacidad hospitalaria se encuentra rebasada.

Entonces, ¿Qué hago con mi dinero?

  1. De entrada, tu costo de vida debe ser el menor histórico. No tienes idea de lo que te puede llegar a costar esta enfermedad aún estando asegurado o alcanzando cama en un hospital público.

  2. Mientras los demás siguen gastando, tienes que encontrar la forma de venderles algo, algo que necesiten.

  3. Mejora tu alimentación. El único que te va a poder ayudar es tu sistema autoimmune, y ese no va a mejorar si sigues comiendo Cheetos y tomando refresco.

  4. Deja de beber y fumar. Con ese dinero cómprate un tanque de oxígeno. Alguien en tu familia o tu lo pueden necesitar: Ojalá y no, pero siempre habrá un conocido al que podrás ayudar.

  5. Valora a tu familia más que nunca. Los que no tienen síntomas graves, no están exentos de que en una segunda vuelta puedan enfermar de forma más considerable ya que no hay evidencia sobre la inmunidad al virus después del primer contagio. Lo que si hay son estudios sobre el impacto del coronavirus en pacientes con más de 8 meses del contagio y que aún no recuperan su capacidad pulmonar o sufren consecuencias psicológicas.

No soy pesimista, tampoco alarmista. Solo quiero que te cuides y que enfrentes de mejor forma lo inevitable: Te vas a contagiar de COVID-19.

Estamos en un momento histórico para la humanidad. Estamos en recesión económica y pandemia. Algo que ni la persona más inteligente de Wall Street pudo predecir, ni las personas más brillantes del mundo.

Nos toca hacer conciencia y tratar de disminuir la velocidad de propagación del virus. Las mutaciones al parecer no han incrementado la letalidad, pero eso no quiere decir que en un futuro cercano sigan igual. En esta estamos juntos como humanidad, nos guste o no.

Encuentra formas de producir bienes y servicios desde casa. Sonrié más, respira con calma, medita. Aprovecha el día. Cuida tu cuerpo, cuida a tu familia. Gasta menos, produce más. Aprende a ser feliz con poco y valora lo más importante que tienes hoy: tu salud.

Nos leemos en la próxima.

12 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo